julio 16, 2012

Caveh Zahedi y los límites del realismo

Caveh Zahedi es ese realizador que viene forzando los límites del realismo. 


Mezclando tres ingredientes como un poco de animación, videos de Youtube y soliloquios ante una handycam, ha logrado demostrar que el momento es ahora.


Zahedi es ese artista, bastante trastocado de la cabeza, que ve imperante poner su vida en escena, pero no a través de la ficción ni del documental, sino a través del homevideo.


Sí. Zahedi es un triunfo de la era, bastante  esperanzador para los que vamos por ese camino de experimentar con todo lo que hay en Youtube y usarlo para pintar nuestras voces en off. 


Zahedi ya lo logró. Hizo sus películas por ese medio, pero más allá inauguró una estética. La estética Youtube, la estética Google Images. La estética gross, la estética de todas las novias que hemos grabado en nuestras vidas y conservamos en un cajón del escritorio. La estética de lo confesional en su máxima expresión. 


Zahedi: el rey del les-voy-a-contar-el-cuento-pero-también-les-voy-a- mostrar-pedazos-de-cómo-se-hizo-el-cuento. Un recurso que viene de la crónica periodística moderna. Pero que Zahedi lleva hoy hacia un paso más adelante.


Bueno, y en SOY UN ADICTO AL SEXO, Zahedi nos cuenta cómo logra llegar a su mejor obra: su mamacita esposa de la vida real. Tal vez su mejor obra de todas.