enero 09, 2010

No verla traducida, por favor


Otro falso documental de pedigrí muy BLAIR WITCH PROJECT.
Está llena de sutilezas que

de verdad aterrorizan más que cualquier monstruo.


De hecho, tiene el mismo problema
de otros buenos falsos documentales como REC, por ejemplo.
O sea: al final te muestran

el monstruo, o se empeliculan demasiado y la verosimilitud se viene al piso.


Pero paga verla, ojalá en la casa y a solas. Yo la vi en un teatro multiplex,
rodeado de adolescentes caleños,

a quienes nada los impresiona, que hacen guerra de palomitas y
dejan un basurero al final,

que hablan durante toda la proyección, que patean tu silla por
detrás, que se burlan de los actores y del guión y que terminan dañándote el sustico .


De todos modos, PARANORMAL ACTIVITY resultó màs sugestiva y misteriosa
y personal e identificatoria de lo que pensé. El mérito se
multiplica cuando se sabe que ésta

fue una verdadera obra de arte hecha con las uñas:
diez mil dólares!!!!!! (y la primera semana ya

había recaudado más de un millón de dólares, hasta Spielberg dijo: yo la quiero!)


Ahora que el terror se ha vuelto un chiste lleno de bizarradas, esta película te pone los
pies en un terreno más real de lo que se quiere, en un escenario que no deja de ser una
construcción católica para reforzar una idea del más allá.


Pero... estás seguro qué pasa en tu habitación mientras duermes?

No hay comentarios: